EL VATICANO CONTRA DIOS. VERGOGNA!

Actualizado: 25 oct 2021



"Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida".


Cualquiera que oyera estas palabras de la Persona que las pronunció con Verdad, no podría más que caer desplomado en postración ante esa magnanimidad y el milagro de la presencia física del Dios del Universo delante de él.

El Vaticano es un esperpento, hoy en día, y de ello se hace eco un libro titulado (accede aquí a Pdf gratuito, sin derechos de autor) "El Vaticano contra Dios", cuya lectura recomiendo. El Vaticano atenta especialmente contra la Verdad, y lo hace a través de la información sesgada que proporciona al pueblo fiel que peregrina hacia la casa del Padre. La mentira y su proceso de cocción es el objeto de las comunicaciones vaticanas. ¡Buena lectura!

Jacques Pintor

Copyright @2021 JACQUESPINTOR Cualquier cita de este artículo debe hacer referencia directa a esta entrada, a este Blog y al autor Jacques Pintor - Para aportar información, puedes escribir a jacquespintor@gmail.com

La información vaticana está elaborada por un gabinete de prensa interno, esto es, como el de cualquier empresa pública o privada cuyo principal objetivo es su propia relación con el público general. En Comunicación Institucional lo primero que hay que atender es a vender bien el producto. Se busca una buena relación con el comprador. También, necesariamente, con los Medios de Comunicación de Masas, y sobre todo con los Influencers. En el mejor de los casos, se buscará también la cooperación con su público estratégico para, a la vez servir con honestidad a ese público y aumentar las ganancias devengadas de la propia honestidad y la fiabilidad.

El Vaticano pierde adeptos. Será porque pierde o ha perdido fiabilidad y honestidad.

En el caso del Vaticano, puede uno percatarse fácilmente de que son buenos periodistas los que se sientan en la sala que les ofrece el santo gabinete de prensa, gratuitamente. Sus empresas de comunicación no pagan, ellos tampoco. Los mejores, acompañarán en sus viajes por el mundo al Papa, aunque en condiciones deplorables de servicio y comidas a bordo por ejemplo, como si fueran escolares de reformatorio, con las sobras de los VIP como cuenta el veterano periodista John Allen, director de Crux, en un vídeo en su portal. Y se sientan gratuitamente hasta que un día se atrevan a hablar con espíritu crítico del Vaticano. En ese momento, se les echa.

Es decir, el Vaticano monta un Gabinete de Prensa y se camela a voceros cuyo salario procede de empresas de comunicación externas. Estos hacen lo mismo que harían como asalariados de un gabinete de prensa de cualquier empresa, pero en este caso el Vaticano les subcontrata con dádivas. Su función es la misma que un gabinete de prensa de un país oligárquico (el Vaticano es un Estado oligárquico y dictatorial por definición -recuérdese aquí que la Dictadura no es un sistema de gobierno malo per se, es igual de la malo que una "democracia dirigida", Corea del Norte es un país que se autodenomina "democrático", y China, "popular" y es totalitario y tiranico). Y esa oligarquía no es noble, el 90% (según Frédéric Martel, sociólogo homosexual apoyado por e Vaticano para que escribiera su obra "Sodoma") el 90% de ellos son homosexuales, la mayoría practicantes, en total oposición a lo que predican. Para conocer más de esta obra, pincha aquí.

Ambos sectores, los voceros y sus empresas de comunicación buscan conservar lo que tienen, una silla en la sala de prensa vaticana: un asiento en el avión papal y un salario que al menos les permita cubrir gastos en Roma; los Medios, gozar de todo un corresponsal para ellos en el Vaticano y en Roma. Es como lo que pasa en Corea del Norte, probablemente. O como si, a modo de símil, la única información política accesible sobre España fuera la proporcionada a las agencias de noticias internacionales por parte del gabinete de prensa de la Moncloa.

Hablando del público al que se vende la Iglesia Católica, los fieles, esos ya están en la barca, pero el Vaticano, y no entiendo cuál es la razón profunda para ello, quiere venderse también y principalmente en estos últimos tiempos a los infieles. Solo se me ocurre que el Vaticano se haya convertido, o haya sido siempre, instrumento del Adverso, el Divisor, Satanás. Ya Pablo VI gritaba con fuerza esta realidad.

Se gloría el Vaticano de ser un servicio de información abanderado de la Verdad, que es Jesucristo, porque el Estado Vaticano es un instrumento unido indisolublemente a la Santa sede, cátedra de Pedro, vicario de Cristo que a su vez es el Hijo de Dios vivo. Por eso, me atrevo a sugerir que el pecado del Vaticano no tiene perdón de Dios, es un pecado contra el Espíritu Santo, el Santificador. Por eso también, por primera vez en la Historia, las actas vaticanas de 2020 retiraron como título del Papa el de "Vicario de Cristo", como mostramos en su día, y lo relegaron al siguiente epígrafe bajo una raya horizontal, como uno entre varios "títulos históricos". Eso estaba en la agenda, desacralizar la figura del papa como Vicario de Cristo.
VERGOGNA!

Ler también:


DESPIDOS EN LA PREFECTURA DE COMUNICACIÓN VATICANA, de Jordi Picazo


_____________________________________

Puedes pedir el libro en este enlace . Será muy bueno y de agradecer si cuando adquieras el libro y le hayas dado un vistazo, o tras leer unos capítulos o incluso después de leerlo entero, dejes un comentario de valoración. A los potenciales lectores que todavía no lo han adquirido les es muy útil este particular