ASÍ SE LO EXPLICAMOS AL NUNCIO DEL PAPA EN ESPAÑA (y III)


En lo que llamamos el “Informe Zaragoza”, reescribimos a partir de toda la información recopilada en 18 meses de investigación (de enero de 2019 hasta junio de 2020) lo que creíamos que el Sr. Nuncio debía saber sobre lo que ocurrió en Zaragoza, una trama fraticida de el ahora cardenal Omella y el jesuita Germán Arana, con la complacencia y la ayuda de la influencia del cardenal Stella y agún "tonto útil" -como lo denominan en Roma sus hermanos de la escuela diplomática- como monseñor Fernando Chica. La información sigue, y nada ha acabado todavía.

Y este “Informe Zaragoza” lo entregamos en la Nunciatura del Vaticano en España el 18 de junio de 2020 a la atención del Sr. Nuncio de Su Santidad para España y Andorra, Monseñor Bernardito Cleopás Auza. Puedes leer más sobre nuestro Informe al Nuncio en el libro tres de la investigación, enlazado más abajo. Aquí te presentamos una sección del informe de 25 páginas más 80 páginas de documentos. Buena lectura.

Jacques Pintor

Copyright @2021 JACQUES PINTOR Cualquier cita de este artículo debe hacer referencia directa a esta entrada, a este Blog y al autor Jacques Pintor. Para aportar información escribir a jacquespintor@gmail.com, Twitter @jacquesplease


DEL "INFORME ZARAGOZA":


EN ESTA ENTRADA:
- El jesuita Arana y el cardenal Omella imputados ante los juzgados civiles
- 2 Fernando Chica paralizaría la vida de la diócesis. En conclusión 

El jesuita Arana y el cardenal Omella imputados ante los juzgados civiles

1. En estos días el jesuita Germán Arana ha sido citado por un Juez de Madrid en una pre querella interpuesta por uno de los calumniados para que Arana se ratifique si esa carta calumniosa contra Monseñor Ureña, el Rvdo. Barco, el Rvdo. Ruipérez, así como contra el vice rector del seminario de Zaragoza José Antonio Calvo fue escrita por Arana.
2. El Papa Francisco hoy no sabe que la jueza del tribunal civil de Barcelona que interrogó al cardenal Omella recibió un acta notarial del cardenal Stella conforme Omella habría entregado unas pruebas para descargarse.
    2.1. Ese acta notarial fue enviada por el cardenal Stella a posteriori y sin fecha -por tanto no válida- con la intención de exculpar al cardenal Omella ante la juez de Barcelona, probando en la práctica que el hecho de condenar a alguien que ha probado su inocencia (el Rvdo. Barco) frente a la única acusación existente y falsa, procedía a modo de orden del Vaticano (quienes por virtud de ese acta demuestran que era sabedor de la inocencia de Barco).
    2.2. Hemos visto cómo el cardenal Stella ha escrito un acta [que resulta inválida por no tener fecha de día en que se firma] para defender al cardenal Omella y la juez archivó la instrucción basándose solamente en una parte de la total pretensión de la querella contra el cardenal Omella Poco después se admitió un Recurso que está por resolver.
        2.2.1. La Diócesis de Barcelona y la Conferencia Episcopal Española han hecho creer explícitamente en notas de prensa (Doc. 20) y en un artículo en la revista de los Obispos Españoles (Doc. 21) que el cardenal Omella fue exculpado.
            2.2.1.1. Sin embargo ni la Diócesis de Barcelona ni la Conferencia Episcopal mencionan que su presidente está todavía imputado ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, con la consiguiente confusión del público y de los fieles católicos, puesto que se ha admitido el recurso presentado el 12 de setiembre de 2019 al archivo de la instrucción (Doc. 22). La magistrada juez firma la Providencia de admisión el 18 de octubre de 2019 (Doc. 23).
            2.2.1.2. Con la entrega en el juzgado de Barcelona del acta del Vaticano conforme había entregado las pruebas exculpatorias presentadas por Barco, el cardenal Omella admitía explícitamente la inocencia del Rvdo. Barco, al reconocerse en un acta entregada por él mismo con la firma del cardenal Stella, que conocía la prueba definitivamente exculpatoria.
3. Es incomprensible que el cardenal Stella condene a un sacerdote al peor de los castigos, al que no se condena ni a algunos convictos de abusos (recientemente un obispo español ha condenado a un sacerdote a no ejercer el ministerio unos años por unos abusos), cuando Stella ha firmado y Omella ha entregado en los Juzgados de Barcelona el acta que ratifica que ha obtenido la prueba que exculpa al Rvdo. Barco. También es un agravio comparativo el caso de la rehabilitación de un sacerdote en Perú secularizado por medio de las llamadas “facultades especiales”, y que más tarde la supuesta víctima confesó que había mentido en su acusación contra ese sacerdote. Hace falta una pronta restauración del honor de monseñor Ureña y del Rvdo. Barco.

2 Fernando Chica paralizaría la vida de la diócesis. En conclusión

4. Es sorprendente para cualquier persona de buena voluntad que toda esta trama de Zaragoza ocurriera simultáneamente en los últimos meses de 2014 cuando monseñor Barros – en el intervalo entre su anterior cargo de ordinario militar de Chile y el inminente cargo como obispo de Osorno – había pasado un período en Madrid, asistiendo a unos ejercicios espirituales predicados por el padre jesuita Arana. Además esto ocurría al mismo tiempo que el jesuita Germán Arana y el cardenal Omella asestaban las últimas estocadas a Don Manuel Ureña en Zaragoza, puesto que el Papa Francisco cesó a Don Manuel Ureña el 12 de noviembre de 2014 engañado y con una falsa razón que el mismo Papa Francisco descubrió posteriormente como le he relatado más arriba. 
5. Por todo ello, con la llegada de monseñor Fernando Chica quedaría la diócesis de Zaragoza en entredicho al estar en entredicho el trio Arana, Omella y Chica. Todo el mundo reconoce que la manus longa del cardenal Omella se extendería desde la CEE a su Barcelona, a Zaragoza y a San Sebastián si se saca de allí a monseñor Munilla contra el cual se llevaron campañas desde 2009, en 2010, 2013 a 2018, y ahora 2020 desde los Medios que entrevistan con toda impunidad al cardenal Omella, Religion Digital y Vida Nueva, así como de Medios afines en la Diócesis de Barcelona. 
    5.1. Una prueba de esta manus longa es el mensaje enviado por el cardenal Omella al arzobispo Vicente Jiménez diciéndole “¡Pero Vicente, ¿qué estás haciendo?! O más impactante, la carta arrogante enviada por Germán Arana al arzobispo Jiménez (Doc. 24). Hay que recordar que el cardenal Omella es considerado y cacareado en España como “el hombre del Papa” por la prensa religiosa sensacionalista, y Germán Arana es conocido por el “hombre que aconseja al Papa sobre el calado moral de los potenciales obispos ( y se equivoca con Barros, Zanchetta) y el hombre que dice al Nuncio lo que tiene que hacer.
6. Puede entenderse bajo la luz de la lógica de lo razonable que habiendo necesitado esta trama sangrante de la colaboración esencial de monseñor Fernando Chica saltándose las atribuciones de su posición en el Vaticano, sería un insulto para las personas que han sufrido en su alma el degüelle de monseñor Ureña y del Rvdo. Miguel Ángel Barco ver que monseñor Chica llega triunfante de la mano de monseñor Omella a la archidiócesis de Zaragoza. 
    6.1. Irónicamente la primera labor para un nuevo arzobispo es escuchar y sentir las necesidades de su Diócesis. Monseñor Chica vendrá con el conocimiento de quien ha desmontado la Diócesis pieza a pieza y ha visto con sus ojos desde la sombra y ocultamente cómo se desangraba. Ciertamente no hará falta que le pongan al día.
7. Parece a todas luces imperativo que se abra un expediente informativo desde la Nunciatura apostólica y más cuando existen encausamientos judiciales contra el cardenal arzobispo de Barcelona, que a la vez es miembro de la Comisión de los Obispos, de la Signatura Apostólica y presidente de la CEE. Y cuando la ex notaria diocesana y el ex vicario judicial acaban de recibir penas de cárcel y siguen confesando en la parroquia uno y dirigiendo actividades de la parroquia otra. 
    7.1. No hay que obviar que Roberto Ferrer, un sacerdote condenado a pena de cárcel y que confiesa en la parroquia me ha agredido recientemente por denunciar a la Diócesis y a la opinión pública como es mi sagrado deber como periodista, y tiene un juicio el próximo mes de julio.


**********

«Hay que ser libre de ambiciones u objetivos personales, es importante para mí, es importante. El profesionalismo es una lepra, una lepra. Por favor: no hay profesión».

Papa Francisco, discurso a la Academia Eclesiástica, 6 de junio de 2013, 11 semanas después de ser elegido papa por sus hermanos cardenales



TAMBIÉN TE INTERESA:
- ASÍ SE LO EXPLICAMOS AL NUNCIO DEL PAPA EN ESPAÑA (I) 
- ASÍ SE LO EXPLICAMOS AL NUNCIO DEL PAPA EN ESPAÑA (II) 

____________________________


Puedes pedir el TERCER volumen de la obra en este enlace. Será muy bueno y de agradecer si cuando adquieras el libro y le hayas dado un vistazo, o tras leer unos capítulos o incluso después de leerlo entero, dejes un comentario de valoración. A los potenciales lectores que todavía no lo han adquirido les es muy útil este particular.